Campaña política limpia para el cuidado urbano

Desde el Bloque Políticas para la República, los concejales Emiliano Murador y Anabel Beccaría ingresaron un proyecto de ordenanza al Honorable Concejo Deliberante que lleva el nombre de Campaña Política Limpia. El proyecto se enmarca dentro de la agenda ambiental que tiene el partido, ya que una de las causas de la contaminación ambiental en las ciudades es la surgida a raíz de las campañas electorales. En la ordenanza propuesta se establecen prohibiciones en cuanto a la utilización de elementos publicitarios que dañan mobiliario urbano, obliga a las fuerzas políticas a retirar los elementos publicitarios luego de las elecciones y prevé sanciones en caso de incumplimiento.

El marco regulatorio municipal cuenta con la la ordenanza N° 6905, que prohíbe la colocación de anuncios publicitarios en la vía pública de los denominados afiches o similares, a menos que haya una autorización por parte del municipio que permita la colocación de los mismos. El 2021 será un nuevo año electoral y en vistas de esto es que desde Políticas para la República, se busca impulsar un proyecto de Campaña Política Limpia, que busca limitar, regular e imponer sanciones a quienes transgredan los puntos enunciados en dicha norma. “Para lograr la efectiva viabilidad de este proyecto, es necesario concientizar y hacer partícipe en su implementación a la sociedad en su conjunto, desde los partidos políticos en su accionar publicitario y las organizaciones civiles y los vecinos de la ciudad en el proceso de identificación, recolección y limpieza de la propaganda política indebida en el mobiliario urbano”, sostuvo Anabel Beccaría.

La propuesta presentada por Beccaría y Murador, consiste en mitigar la contaminación visual y material del ambiente, como así también cuidar y proteger el espacio público, específicamente en períodos electorales por el uso excesivo de materiales contaminantes en conjunto a sus instalaciones en elementos del mobiliario y equipamiento urbano. En el proyecto de ordenanza, se establece que la instalación de propaganda política para campañas electorales no podrá iniciarse hasta cincuenta (50) días antes de la fecha fijada para las elecciones y finaliza cuarenta y ocho (48) horas antes del inicio del comicio. “Nos pareció importante que la ordenanza comprometa a las fuerzas políticas y candidatos, es por eso que se exige que la propaganda sea retirada por las agrupación políticas, en un plazo máximo de cuarenta días cor ridos posteriores a la última elección en la cual participe la fuerza política responsable de la publicidad.”, concluyó Emiliano Murador.

Prohibiciones

El proyecto establece que queda expresamente prohibido la propaganda política partidaria con métodos y materiales como son; la fijación, el pintado, la inscripción de pinturas, aerosoles, pegatina y todo otro material de difícil remoción, sobre monumentos, fuentes, edificios públicos, garitas o paradas de colectivos, cartelería de señalización de la vía pública, semáforos, columnas de alumbrado público, cestos o contenedores de basuras, arbolado, y todo otro elemento del mobiliario y equipamiento urbano.

Sanciones

En caso de no cumplirse las determinaciones y prohibiciones establecidas, la persona física o jurídica responsable de las acciones cometidas recibirá sanciones económicas por un monto basado en una estimación de los costos en que hubiese incurrido el municipio en el retiro de los elementos contaminantes, como así lo disponga el Juzgado de Faltas de la Municipalidad de Paraná.

La entrada Campaña política limpia para el cuidado urbano se publicó primero en PR – Políticas para la República.