SISTEMA DE TRANSPORTE

El actual sistema de transporte es deficitario, los horarios son poco previsibles y no está orientado a que la mayoría de la población lo utilice.

Se sostiene hoy que tenemos el boleto de colectivo más barato de la ciudad, pero es barato gracias al subsidio que brinda el Municipio. Esto quiere decir que, igualmente, los usuarios pagan indirectamente el boleto con sus impuestos.

Paraná Futura plantea un sistema de transporte totalmente diferente, apuntando a la multimodalidad y la sustentabilidad, para que el transporte público sea realmente una opción de movilidad para todos los ciudadanos.

Multimodalidad y sustentabilidad

Se propone volver a recuperar la estación de tren como el centro neurálgico de la conectividad de la ciudad, en su conformación actual y sus futuras expansiones hacia el Oeste y Suroeste. En los terrenos de la actual estación del ferrocarril se intalará la Estación Multimodal de Transporte. Allí se plantea que se establezca la nueva terminal de Ómnibus de larga y corta distancia, se recupere el tren, en primera instancia regionalmente utilizando el modelo de formación que actualmente circula de Paraná a Colonia Avellaneda, mejorando su seguridad y frecuencia. También se plantea construir un estacionamiento de gran capacidad en la zona, cuyo retorno servirá para financiar la obra del Nodo Vial Cinco Esquinas y que esta solución y otras de estacionamiento de auto privados en el centro sirvan para solidariamente reducir los costos del transporte público de pasajeros por redistribución de retornos cruzados.

A lo largo de todo el recorrido de ambas líneas de tren habrá paradas multimodales gracias a líneas de colectivo transversales a ellas, donde habrá conexión con el sistema de colectivos, estacionamientos y estaciones de bicicletas, así como en otros puntos de la ciudad.

La actual estación de ómnibus sobre Avenida Ramírez quedará libre y allí se instalará posteriormente el Polo del Diseño y la Estética del Litoral.

El sistema de transporte incluirá también en su esquema a las bicicletas, entendidas como un medio de transporte más, y el automóvil, dotando de espacios de estacionamiento medido, cuya recaudación permita solventar el sistema en general, por ejemplo, bajando el precio del boleto de colectivo.

Utilización de otras fuentes de energía

Actualmente el transporte público de pasajeros únicamente se realiza quemando combustibles fósiles. Proponemos cambiar el diesel por el GNC en algunas líneas de colectivo que serán de recorrido más cortos y menor frecuencia, que enlazarán a otras líneas de mayor frecuencia y recorrido más prolongados. También la utilización de la electricidad es una alternativa para reducir el impacto negativo del transporte en el ambiente. Pero además, a través de cambios en los recorridos y en la trama vial se puede reducir la contaminación por reducción del consumo de combustible.

Privilegiar el flujo eliminando las trabas que generan congestión para reducir costos y reducir los tiempos de viaje

Uno de los principales problemas del tránsito es la generación de trabas en las calles: badenes excesivamente profundos, falta de señalización horizontal, curvas pronunciadas, obstrucciones en carriles de circulación, semaforización mal sincronizada, entre otras, generan un tráfico frenado. Una de las propuestas más importantes que presentamos es convertir algunas avenidas de doble sentido de circulación en vías de circulación en un solo sentido con carril exclusivo para colectivos previa ampliación de su capacidad de circulación. Estas arterias sumarán una correcta señalización horizontal para guiar el tránsito eficientemente

Las arterias que se propone ampliar son:

  • Churruarín
  • Jorge Newbery-Juan Báez
  • Zanni – Blas Parera
  • Selva de Montiel
  • Provincias Unidas – El Paracao
  • Avenida Ejército
  • Pronunciamiento
  • General Galán
  • Avenida de la Américas
  • Artigas
  • Salvador Caputo

Se puede observar de manera integral estas intervenciones en el Mapa de Propuestas

Accesibilidad